Categorizado | Hogar, ., Decoración y Jardinería

Plantas de Navidad

PSICOTERAPEUTAS ONLINE
Te ayudamos a solucionar tus problemas.
Servicio de psicología online y telefónico.

Ponsetia

Planta de origen azteca que utilizaban como tinte rojo y medicamento antipirético.

Sus vistosas brácteas son de diferentes colores: rojas, amarillas, salmón, blancas, etc.. La roja es la más conocida . La Flor de Pascua se puede cultivar tanto en el interior de la casa como en el jardín. Fuera vive muy bien en climas cálidos sin heladas o con heladas débiles (-2ºC) y llega a formar un arbusto grande de hasta 5 metros de altura.

Nombre que recibe en diversos países :

En el hemisferio norte es conocida como Estrella de Navidad. En Venezuela,  . En Argentina, Estrella Federal. En Chile y Perú, Corona del Inca. En México,  Nochebuena y en Nicaragua y Costa Rica,  Pastora, etc. En los Estados Unidos se la conoce como Poinsettia, en honor a Joel Roberts Poinsett, primer embajador norteamericano que la introdujo en 1825.

Consejos para conservarla en casa:

Cultivarla en el exterior es relativamente fácil (depende del clima) pero en interior es una planta bastante delicada: No soporta bien los cambios de temperatura. Te aconsejamos que, si la has de tener en casa, que no la adquieras en un lugar donde esté recibiendo frío. El contraste del exterior al ambiente del interior no sería del todo bueno para la planta. Procura que te la vendan con un plástico para protegerla del frío de la calle y fíjate que las brácteas no contengan demasiadas florecillas maduras (diez o más).

Una vez en casa, colócala cerca de una ventana y para regarla ponla encima de un plato hondo, 2 veces por semana, para que la planta no esté en contacto con abundante agua a fin de aprovechar sólo la humedad y la que necesita para su sustento, no conviene pasarse. Si ha de estar en el interior y con calefacción (algo que la incomoda), rocía con agua tibia las hojas no las brácteas. Las hojas se caen por dicho motivo. Procura que las temperaturas no sean extremas. Lo ideal serían unos 22 ºC durante el día y 16 ºC por la noche (nunca por debajo de 10 ºC).

En el caso de que se le hayan caído las hojas, puedes efectuar una poda de los tallos dejando unos 10 cm desde la base. Recubre con cera de vela para cerrar la herida y pon la planta en una maceta algo más grande.

Si quieres experimentar, planta lo cortado en macetas pequeñas con un sustrato poroso y consigue nuevas plantitas. Guárdalas en un lugar fresco y seco.

Plagas y sugerencias

Las plagas más comunes en esta planta son los pulgones, los ácaros, las cochinillas y, sobre todo, la mosca blanca (Trialeurodes).

Usa guantes porque la savia blanca puede irritar los ojos y las mucosas por contacto. En caso de sentir irritación lava la zona con abundante agua.

Cómo conseguir que las hojas adquieran color:

Modificar artificialmente las hojas para conseguir que se vuelvan de color rojo es una tarea muy difícil de realizar en casa, pero, esencialmente, consiste en mantener la planta en absoluta oscuridad durante las doce semanas anteriores a la floración, es decir durante los meses de septiembre, octubre y noviembre,  al menos catorce horas diarias. Esto, normalmente,  se hace recubriendo la Ponsetia con una bolsa de plástico negra. Cualquier variación en los períodos de oscuridad interrumpirá el proceso de floración.

Muérdago

El Phoradendron leucarpum, es una planta procedente especialmente de las regiones tropicales y subtropicales. El muérdago es una planta parasitaria de tallos articulados y de bayas primero verdes que se convierten en blancas al madurar en otoño, no son comestibles aunque tienen propiedades medicinales. Crece en manojos en los troncos y de ellos obtiene el sustento para vivir. Sus semillas son transportadas por pájaros como el mirlo o el tordo que al frotarse contra las ramas, dejan fijadas las pegajosas semillas, a partir de las cuales se desarrollan unas raíces que absorben la savia de las ramas del árbol huésped.

Leyendas y tradiciones del beso debajo del muérdago:

Su pasado es un tanto mágico ya que era sagrado para los antiguos druidas y se utilizaba con profusión en las festividades asociadas al final del año celta, hacia el 1 de noviembre, así como del solsticio de invierno como símbolo de paz y amuleto protector.

Ya en la antigüedad, se consideraba que besarse debajo de un árbol con muérdago hacía durar el amor o incluso podía iniciarlo, lo que ha ido perdurando hasta nuestros días.

Hay leyendas que dicen que sus poderes mágicos provienen de que sus raíces no tocan nunca la tierra, de ahí la costumbre de recogerlo sin permitir que caiga al suelo y de colgarlo del techo.
La tradición dice que había que pedir permiso a la planta antes de cortarla y que quien no lo hacía con la debida reverencia sufría todo tipo de males. Por cierto que, hoy en día, en ciertos países se considera una planta protegida.

Propiedades medicinales:

Posee incuestionables virtudes para combatir la arteriosclerosis y la tensión arterial, así como cualidades antiespasmódicas y tranquilizantes. Alivia el lumbago y la ciática. Es diurética y como la mayoría de las plantas puede ser tóxica en grandes cantidades.

Acebo

La introducción del acebo como planta navideña se atribuye a la Iglesia Católica, en un intento por sustituir al pagano muérdago. Pronto la costumbre se generalizó en toda Europa y en Norteamérica. No obstante, el acebo ya era utilizado por los celtas.

El acebo es símbolo de femineidad como el muérdago lo es de masculinidad y no se escapa de las supersticiones. Una de ellas era la de colgarla las cunas de los niños, para evitar que las hadas los robasen y los sustituyeran por otros.

Una especie protegida

También el acebo es un arbusto o árbol protegido en buena parte de Europa, precisamente por la depredación salvaje a que fue sometido con objeto de servir de en las fiestas navideñas.
El acebo se vende en ramas en los mercados de adornos navideños procedente de ejemplares de vivero.

Su cultivo:

Es una planta de exterior, muy utilizada para decorar setos y . Se vende en diversas variedades, desde la más común hasta la más sofisticada, con bordes blancos y bayas de color amarillo.

Aunque en la naturaleza puede llegar a superar los diez metros de altura, se vende con el tamaño de un pequeño arbusto y tiene un crecimiento lento. Tener un acebo en nuestro jardín o terraza nos permite aprovechar las ramas podadas al comienzo del invierno, para decorar la casa sin causar daño al medio.

Aunque su valor más conocido está relacionado con la decoración de jardines y con los adornos navideños, el acebo también produce una madera resistente muy apreciada en ebanistería, construcción y para la fabricación de vallas por ser resistente a la humedad.

Propiedades medicinales:

Su corteza y sus hojas se utilizaban antaño como un remedio, tomado como infusión, para calmar la fiebre. El acebo es apreciado también como purgante y tranquilizante, pero el veneno de sus frutos obliga a que tengamos especial cuidado por lo que mejor mantenerlo alejado de los niños.

PSICOTERAPEUTAS ONLINE
Te ayudamos a solucionar tus problemas.
Servicio de psicología online y telefónico.

Related Posts with Thumbnails

Deja tu mensaje

Para evitar abusos, responder antes de enviar: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar

Leer más
Adicción al trabajo

La adicción al trabajo nos aísla del mundo en el que vivimos, de nuestra familia y amigos, para dedicarnos a...

Cerrar