Categorizado | ., Nutrición

Cafeína ¿Me conviene?

PSICOTERAPEUTAS ONLINE
Te ayudamos a solucionar tus problemas.
Servicio de psicología online y telefónico.

 

La cafeína se encuentra en el té, en algunas bebidas cola, el mate, en bebidas energizantes, en el maravilloso chocolate, así como en ciertos frutos secos, medicamentos y, por supuesto, en el universalmente venerado café.

Y es en el café en donde ingerimos el mayor porcentaje de cafeína. ¿Por cierto, sabías que los granos de café se utilizaban en la antigüedad como moneda y se consumían como alimento? Pero más interesante aún es reconocer que la cafeína es una droga psicoactiva con la capacidad de alterar el pensamiento y los estados de ánimo. En esta línea, se han publicado numerosos estudios acerca de la relación entre café y productividad. ¿Resultados? Para todos los gustos; algunos, como el británico de 2001, aseguran que no existe relación directa entre consumo de café y productividad, inclusive se atreven a decir que la relación es inversa. Otros estudios, en este caso americanos relacionan la ingesta de esta bebida con una leve subida en la tasa de productividad, mientras que un estudio australiano señala a la causa de baja productividad no al café en sí, sino a la cantidad de tiempo que el empleado deja su puesto de trabajo para ir a beber café. Como veis, son muchos los interesados en averiguar que tiene de bueno y de malo la cafeína, especialmente en el café.  

Si no estás segura de los efectos de la cafeína, he aquí unos cuantos ejemplos, toma nota y recuerda que el mejor baremo es tu propio cuerpo.

Pros:

  • Estimula a corto plazo el sistema nervioso central, reduce la fatiga y aumenta la capacidad de atención.
  • La cafeína puede ser un cómplice perfecto en ayudar a reducir la grasa que nos sobra, siempre que se siga una dieta apropiada !claro está! Pero asegúrate de beber la suficiente cantidad de agua para no deshidratarte.
  • Algunos estudios han demostrado que pequeñas cantidades de cafeína pueden colaborar a prevenir el cáncer debido a los antioxidantes que contiene.
  • Dilata los vasos sanguíneos, actuando sobre los sistemas cardiovascular, respiratorio y gastrointestinal.
  • La cafeína se absorbe y distribuye muy rápidamente y no se acumula en el torrente sanguíneo.
  • Puede actuar como supresor temporal del apetito.
  • Libera ácidos grasos libres del tejido adiposo.
  • El consumo moderado de cafeína no está asociado a riesgos significativos para la salud. Tres tazas de café (250 miligramos de cafeína) por día podrían ser una cantidad moderada de cafeína. Seis o más se considerarían como excesivas. Así pues, la ingesta de café (1 a 2 tazas al día) no parece ser perjudicial.

Contras:

  • A pesar de promover la liberación de ácidos grasos, también es cierto que  eleva los niveles de cortisol, una hormona responsable del almacenaje de grasa en el cuerpo.
  • No te excuses diciendo: “!Bueno… de dos a cuatro tazas de café al día no me pueden hacer daño”. Como todo en esta vida, los excesos se pagan: en este caso la ingesta excesiva de cafeína puede dejarnos inquietas, acrecentar nuestra ansiedad, impedir conciliar el sueño con rapidez, nos puede producir dolores de cabeza, acelerarnos el ritmo cardíaco, con el consiguiente malestar, etc.
  • Por favor !no tomes cafeína durante el embarazo o mientras estés amamantando a tu bebé!
  • Puede perjudicar el funcionamiento de tus riñones al aumentar el volumen de orina, lo cual puede llegar a provocar deshidratación.
  • Por otra parte y en grandes cantidades, puede ocasionar palpitaciones y problemas circulatorios.
  • Como cualquier otra adicción, el cuerpo se va acostumbrando a la cafeína y empiezas a necesitar más cantidades de cafeína para continuar alerta.
  • La cafeína entra en el torrente sanguíneo a través del estómago y del intestino delgado y puede tener un efecto estimulante al cuarto de hora de ser consumida, permaneciendo durante unas 6 horas después de ser consumida (los estudios todavía no determinan con exactitud si la ingestión de altas cantidades de cafeína aumenta el riesgo de padecer enfermedades coronarias.
  • Las personas acostumbradas a la cafeína pueden experimentar síntomas de “abstinencia de cafeína” de 12 a 24 horas después de ingerir la última dosis. Los síntomas pasan en 24 a 48 horas. El síntoma más prominente es el dolor de cabeza. También se puede experimentar ansiedad, fatiga, mareo y depresión.
  • Dejar la cafeína en forma abrupta puede causar dolores de cabeza, somnolencia, irritabilidad y otros síntomas, por lo que se recomienda reducir gradualmente su consumo para prevenir cualquier síntoma a causa del síndrome de abstinencia.

La clave parece estar en el consumo MODERADO. Hasta aquí el artículo sobre cafeína porque con tantas reflexiones lo que ahora me apetece es una deliciosa taza de café.

 


PSICOTERAPEUTAS ONLINE
Te ayudamos a solucionar tus problemas.
Servicio de psicología online y telefónico.

Related Posts with Thumbnails

Un comentario en “Cafeína ¿Me conviene?”

Trackbacks/Pingbacks

  1. […] C), fruta (vitaminas y minerales), cereales o tostadas (hidratos de carbono y minerales) y café (antioxidantes) con leche (proteínas y calcio). Mencionar también que en otoño suele proliferar […]


Deja tu mensaje

Para evitar abusos, responder antes de enviar: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar

Leer más
Gafas de sol 2011

Moda 2011 y curiosidades en gafas de sol

Cerrar