Adicción al trabajo

Es curioso pero, después de que el finalmente consiguiese las 8 para que los obreros en España disfrutaran de su merecido tiempo libre junto a sus seres queridos, ha surgido una adicción al capaz de eliminar radicalmente el tiempo de ocio. Muchos españoles hacen del trabajo su vida y, a pesar de dedicar horas extra para el bienestar de su familia, lo que no comprenden es que a su familia le es indiferente el dinero si lo que no recibe en casa es cariño.

Considerarlo un problema puede ser a veces difícil porque el trabajo en sí es positivo, al ser un compromiso necesario para triunfar en esta vida. Nadie duda, en cambio, de que un adicto al alcohol o un ludópata necesita ayuda. Pero la adicción a trabajar no es sólo un problema, sino un problema grave. Los afectados se encuentran frecuentemente con reproches por parte de su familia, que asegura que trabajan demasiado. Se encuentran con que de repente van perdiendo a sus amigos. Su vida entera gira en torno al trabajo, y dejar la empresa para llegar a casa con la familia puede resultar una agonía puesto que les invade . Incluso el tiempo libre les parecerá una pérdida de tiempo que no trae consigo nada bueno.

La invade por completo al trabajador, quien se encuentra muchas veces haciendo varias tareas a la vez y pierde el control al darse cuenta de que no tiene suficientes horas en el día. Lleva sus carpetas a casa para seguir trabajando incluso durante los fines de semana y, si su hora de salida es a las 20:00, casi siempre sale de la oficina mucho más tarde. Su agenda se llena cada día, y de tantas tareas que pretende llevar a cabo olvida fácilmente algún detalle que otro.

¿El perfil del adicto al trabajo? Existen más casos de hombres que de mujeres, y suelen tener entre cuarenta y cincuenta años.

Es fácil comprender el porqué de la infelicidad del que padece una . El estrés es un problema diario, y suelen alejarse de su exterior para pensar y hablar únicamente del trabajo y padecer dolores intensos de cabeza y una mayor posibilidad de sufrir un ataque al corazón. Si este verano las vacaciones suponen para ti la cuenta atrás para el retorno a la oficina, y no sabes qué hacer con tu tiempo libre salvo pensar en el trabajo, debes comprender que el éxito profesional no lo es todo para ser feliz. Nadie tiene la obligación de ser perfecto, y en cambio todos nos merecemos disfrutar de nuestra familia y amigos, especialmente cuando se trata de los fines de semana y de las vacaciones veraniegas que por fin han llegado. Tus hijos necesitarán dinero para sus estudios, pero más que eso necesitarán de tu apoyo y de tu presencia.

El primer paso es reconocer el problema como tal; después, buscar ayuda de quienes puedan ofrecérnosla, realizar actividades con nuestros seres queridos y reducir poco a poco las horas diarias que dedicamos al trabajo.


IMÁGENES: iowa.com, maciejgruszecki.com (Flickr), Joakim K E Johansson (Flickr)

Por Irene Solaz Velázquez

Related Posts with Thumbnails

Deja tu mensaje

Para evitar abusos, responder antes de enviar: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar

Leer más
“El Albergue Rojo”

  (‘L'auberge Rouge’) A finales del siglo XIX una curiosa pareja de venteros regenta un siniestro albergue perdido entre inquietantes...

Cerrar